Plymouth

Lejos quedan los años en los cuales los padres peregrinos partieron rumbo al continente americano. Sin embargo, al igual que en el 1620, Plymouth es una ciudad de cara al mar. Mantiene una gran tradición marinera pero dejando paso a los nuevos tiempos del siglo XXI. Los estudiantes del norte de España tienen una buena conexión con la ciudad mediante los ferries desde Santander o Bilbao. Si prefieren la vía aérea, los aeropuertos de Bristol o Newquay son los más cercanos aunque las escuelas de inglés disponen de servicios opcionales de traslado con los aeropuertos londinenses.

La ciudad relativamente pequeña, con 250.000 habitantes se la podría comparar con Granada o La Coruña pero tiene buenas infraestructuras ya que actua como capital como centro neurálgico de la pequeñas poblaciones cercanas. Estos pequeños pueblos se componen en muchas ocasiones de tipicas poblaciones de la campiña inglesa y son todo un deleite para los ojos del visitante. No hay muchas escuelas de inglés en Plymouth pero se encuentran reconocidas por el British Council al haber superado periodicamente las inspecciones realizadas. El suroeste de Inglaterra recibe el 15% del total de los estudiantes extranjeros que se desplazan a aprender el idioma en alguna de las escuelas que imparten cursos de inglés. Los dos centros en Plymouth son el Mayflower College y el Meridian School of English, se encuentran en el centro y están bien comunicados desde las diferentes zonas de alojamientos.

Colegios de inglés en Plymouth
Colegios disponiblesPrecio colegio desdeDescuento %Nuestro precio
Meridian School of English£210.0010%£189.00
Mayflower College£230.0010%£207.00

Lugares para visitar

A pesar de su tamaño, la ciudad cuenta con un buen número de lugares para visitar además de las poblaciones cercanas que representan en muchos casos, los típicos pueblos de la campiña inglesa. Plymouth es además, una ciudad con más de 30.000 estudiantes universitarios que le confieren un dinamismo adicional impresionante pero que compaginan con su tranquilidad y belleza. Todas las escuelas en Plymouth realizan un programa social para sus alumnos fuera del horario lectivo pero de todas formas, realizaremos un breve resumen de las principales atracciones de la localidad.

Toda visita podría iniciarse con paseo por la zona más bonita y antigua de la ciudad, denominada the Barbican. Paseando por la calles se puede encontrar con la destilería Plymouth Gin, fundada en 1793 y conocida en muchas partes del mundo al ser consumida por parte de la Royal Navy. La Elizabethan House se encuentra también en esta área y permite conocer como era una residencia isabelina de la época. Cerca de la zona the Barbican se encuentran los lugares conmemorativos sobre el viaje de los padres peregrinos al continente americano, se les conocen como "Mayflower steps" y consisten de un pequeño pórtico sobre el antiguo muelle así como un museo temático sobre el viaje del Mayflower. La importancia del puerto en el pasado se refleja en la importancia de la Royal Citadel, fortaleza del siglo XVII con las defensas de la ciudad o en el Crownhill Fort. El pirata Drake utilizó este puerto como punto de partida en su viaje para circunnavegar el globo (1577-80) y ser el primer anglosajón en realizarlo aunque casi 60 años después de haberlo realizado nuestro navegante Juan Sebastián Elcano.

Si dejamos los lugares históricos, el faro conocido como el Smeaton's Tower es el icono de la ciudad. El National Marine Aquarium se encuentra próximo al faro y cuenta con unas ricas exhibiciones entre las que destacamos la "biozone" muestra la biodiversidad de los océanos. Un poco más alejado se encuentra el City Museum & Art Gallery, el principal museo de la ciudad dedicado al arte y a la historia del lugar. Hay otros muchos lugares como el Peninsular Arts o el Arts Centre pero los dejamos a su consulta en los enlaces inferiores de la página.

Smeaton's Tower

the Hoe

Brittany Ferries

Un poco de historia

Los origenes de Plymouth se remontan a los tiempos de los sajones en el siglo XI aunque con existen asentamientos anteriores en las orillas del río Plym. Durante la guerra de los cien años, una flota combinada franco-castellana ataca y destruye la ciudad en el año 1377. Se reconstruye y en 1439, se incorpora al parlamento inglés.

Con los años, llega a ser el principal puerto de Inglaterra y base de muchos corsarios ingleses. Se sitúa en el bando parlamentario en la guerra civil, soportando un largo asedio de casi cuatro años. Entrado ya el siglo XVIII, su importancia se relega paulatinamente dejando paso a otros puertos con mayores dimensiones como el de Portsmouth. Los tiempos cambian y con declive del comercio marítimo, el motor económico ha pasado a otros sectores. La Royal Navy mantiene una importante base naval y la universidad con sus 23.000 estudiantes son una pieza clave en la economía local.